jueves, 23 de abril de 2009

UN LIBRO AL AÑO NO HACE DAÑO


Desde pequeño, lo de regalar un libro una vez al año siempre me encantaba, ya que muchas veces lo que entraba en casa era un Mortadelo u otro comic. Luego, conforme pasaron los años, entraron en casa comics en los que salían chicas de ojos grandes y poca ropa con nombres japoneses, pero esa es otra historia que merecerá ser contada otro día. En mi casa el día del libro (o de Sant Jordi, como me decían en la escuela), era una tradición, y en cuanto cogí mi nevera y me independicé, me empecé a autoregalar yo mismo mis libros. A mi hermana este día no le gustaba mucho, ya que le parecía una mierda que a ella, por ser chica, le regalaran una rosa, cuando lo que ella realmente quería era un nuevo tomo de Asterix.

Y este año el agraciado es "El ejército perdido", del señor Valerio Massimo Manfredi. La razón es simple: da otra visión de la famosa Anábasis de Jenofonte, y además está narrado por una joven que siguió a los Diez Mil en su larga marcha hacia su adorada Grecia.

79 años después de que Leónidas y sus trescientos frenaran la invasión persa de Grecia, Ciro el Joven se rebela contra su hermano, el rey de Persia Artajerjes II, y recluta a un gran ejército, entre los que se encuentran diez mil mercenarios griegos. Pero algo sale mal: los dos hermanos se enfrentan en la batalla de Cunaxa, Ciro muere en combate y su ejército se bate en retirada. Los griegos, con su comandante espartano Clearco al frente, intentan negociar con los persas, pero se encuentran con que el enemigo ha decapitado a Clearco y al resto de sus oficiales a traición; por lo tanto, los soldados eligen a nuevos oficiales, entre ellos a Jenofonte, para que los guiara de vuelta a la Hélade. "Solo" debían recorrer a pie unos cuatro mil kilómetros de territorio enemigo, esquivando a las tropas de Artajerjes, hasta llegar a la colonia de Trapezunte (hoy Trebzón, en Turquía; la Trebisonda que es mencionada por Cervantes y otros muchos)

Por lo poco que llevo ya leído, la historia engancha bastante, cuando lo termine ya haré un análisis más a fondo.

No hay comentarios: